FULMINANTE DENUNCIA A DIRECTOR DE HIGIENE DE LA IDM: “SE LO DIJE EN LA CARA A PÍRIZ: QUE ESTO QUE ESTABA HACIENDO ERA BIZARRO”

Escrito por Sergio Secinaro en la sección Maldonado.

Publicado el 12/04/2018 10:40:33
 FULMINANTE DENUNCIA A DIRECTOR DE HIGIENE DE LA IDM: “SE LO DIJE EN LA CARA A PÍRIZ: QUE ESTO QUE ESTABA HACIENDO ERA BIZARRO”

Hace 6 meses atrás un empresario dueño del boliche la Gozadera hizo una nota en Crónicas del Este, denunciando presuntas maniobras de la Intendencia de Maldonado, en el manejo de las habilitaciones de los locales comerciales.
Hoy el Sr. Pagola reaparece con un testimonio y una grabación sumamente comprometedora para el director de Higiene de la Intendencia de Maldonado, Sr. Jorge Píriz, al cual acusa lisa y llanamente, de manejar dicha dirección a pedido de ciertos intereses.

“VOY A IR POR LA VÍA PENAL CONTRA ESTE DELINCUENTE”
Dinos tu nombre completo y cuál es la denuncia que quieres hacer pública.
Pagola –  Me llamo Eduardo Daniel Pagola Láncaster. Y bueno, las vueltas de la vida: el que anda derecho, el camino es más largo, pero te da una segunda oportunidad y el que anda torcido: el que aquí las hace, aquí las paga.
Tuve la suerte de lo que denuncié un tiempo atrás sobre la persecución, el boicot y todo lo que generó el cierre de la Gozadera, donde quedaron 22 familias en la calle, más proveedores y más el daño que me generaron a mí y hoy por hoy, volví al ruedo sin querer y creo que Dios tenía previsto mostrarme, lo que en su momento denuncié y pude verlo con mis propios ojos, escucharlo con mis propios oídos. Pero esta vez no sólo yo, sino que hay una cantidad de cabos sueltos y testigos que son partícipes de todo esto que vi, que llegado el momento, va a ir a juicio y los tengo de mi lado y los que no están de mi lado, van a tener que animarse a mentir delante de la Justicia, con las consecuencias que eso tiene.

¿Nos puedes decir qué fue lo que descubriste y viste?
Pagola – Tú sabes muy bien que después de lo que pasó con Gozadera, yo caí en una depresión muy grande. Económicamente me arrastró a una pérdida millonaria, complicaciones y eso me llevó a que me retirara completamente del ambiente de los negocios, descreyera completamente de la política de Estado, Departamental y del Gobierno Municipal; más allá de que vengo de una familia blanca, como le dije al Intendente en la cara en la entrevista: creo que he pintado más pasacalles blancos que él o el propio Píriz.
Pero la verdad, es que no quería más nada con tener negocio, con el Estado, con la corrupción y estaba viviendo prácticamente como un indio: en contacto con la naturaleza.
Pero las vueltas de la vida, volví al ruedo, para gerenciar un negocio, donde íbamos a trabajar una propuesta de sushi con un amigo, un Resto Pub temático, que era “La Bodeguita” (ex Barry Black), que era un local cerrado por mal manejo de la propietaria y me encuentro con la frutilla de la torta.

¿Cuál fue a tu criterio esa frutilla?

Pagola – En la primera reunión que yo tengo con la propietaria del local. Perdón, propietaria no, una chica que tiene las llaves de ese local de Maldonado, que yo le iba a gerenciar la parte de Resto Pub y le digo: “Tengo que serte muy sincero, podemos tener inconvenientes. La Intendencia si sabe que yo estoy al frente, nos va a querer dar con un caño, principalmente la dirección de Higiene, porque yo hace 6 meses, denuncié públicamente todo lo que la gente ya sabe”. Y le dije que íbamos a tener que tener mucho cuidado con eso, porque los íbamos a tener en contra. Textuales palabras de la pseudo empresaria ésta: “Yo a la Intendencia la manejo como quiero”. Y yo me reí, porque me parecía algo…

Te parecía algo surrealista, que no podías creer…
Pagola – Que me digan que la Intendencia la maneja como quiere, me sonó a un chiste. Pero cuando vio que me reí, automáticamente sacó su teléfono del bolsillo, veo que disca y ¿con quién se comunica? Con el Jefe de Higiene, Jorge Píriz; con el cual desconocía qué tipo de relación tenía con él; pero veo que le habla…

¿Cuál fue el tenor de la conversación con Píriz?
Pagola – En esa primera charla, simplemente me mostró que tenía contacto con él y en el momento que cortó, hacía alarde de que lo llevaba de las narices para donde quería…

¿Estabas sólo con ella cuando realizó esa primera llamada o había más gente de testigo?
Pagola – Había más gente alrededor. Siempre lo hacía públicamente, no era algo que lo ocultara, dejándolo en ridículo a este hombre (el director Jorge Píriz) y no es sólo en esta ocasión…

Luego de esa llamada ¿qué pasó?
Pagola – Arrancó el proceso de armar el boliche, de ponerse el overol y trabajar y todos los días, cuando surgía un inconveniente: el contactar proveedores; levantaba el teléfono y llamaba a Píriz y le pedía que le consiguiera las principales marcas. Al rato, las marcas estaban llamando o mandaban a sus representantes, porque Píriz se había contactado con ellos y los había mandado.


Pagola, lo que dices es muy grave, pues afirmas que ha pedido de esta mujer, el director Píriz mandaba determinadas marcas al boliche de ella.
Pagola – Ahí voy descubriendo que la relación que tenía con ella, era sentimental, por lo que ella me daba a entender. Y en la charla lo dejaba en ridículo y se reía de él y me decía, que lo citaba a tal lugar y yo por un lado, volver a trabajar y ver este tipo de cosas, que para una persona común, era reírse, pero para mí, que había vivido lo que viví y con la gente de Higiene y ver que su director, se manejaba de esta manera, era como si con un cuchillo me revolvieran la herida. Era como volver a vivir todo lo vivido y llegaba a mi casa y no poder creer lo que me estaba pasando. Tenía ganas de no trabajar más y a la vez, saber hasta dónde llegaba todo esto. Pero seguí como correspondía y  cuando vi el local y los incumplimientos que tenía y que este hombre le diera los permisos correspondientes por la afinidad que tenía con esta chica, no lo podía creer: levantaba una panera y las cucarachas eran las dueñas del local; sin baño de personal; sin puerta de vaivén. Nada de lo que me habían exigido en la Gozadera aquí existía. Desde pedirle en voz alta, si el día de la inauguración podía cerrar tal competencia o tal otra. Hablaba que a otros pub les había sacado la música en vivo y que los tenía bajo un tormento.

Perdón: ¿Tú dices que esta mujer le pedía a Píriz cerrar locales a pedido suyo?
Pagola – Más adelante en la nota, te voy a contar que esto lo hablé con Píriz personalmente…

Ya vamos a llegara a eso, pero tú me afirmas que esta mujer le pedía a Píriz por teléfono y con el manos libres, que cerrara tal local o prohibiera música en tal otro y dicho director accedía.
Pagola – Sí, claro. Pero es como yo te decía, quiero ver cuando tengan que ir a la justicia, a ver quién miente y quien no miente; porque ahora hay que sentarse frente a un juez y a ver quién se anima a mentir ahí.

“ESTO ES LO MÁS BAJO QUE HE VISTO EN MI VIDA, ES BIZARRO”
¿Y los compañeros de trabajo tuyo, que decían de esas llamadas telefónicas que también escuchaban?
Pagola – Se reían. Claro, porque para ellos era un chiste más, pero imagínate para mí. Yo me iba a mi casa prácticamente llorando. Porque si yo me hubiera enterado que uno de estos políticos corruptos, le dan un millón de dólares, no sé, tampoco los justifico, pero sería más lógico, pero por intercambiar relaciones con la Doña de un negocio, se llegue a esto… Menos mal que no lo escuché yo sólo, porque ahora como muchos saben que voy a hacer la nota, anda gente diciendo que yo estoy loco, que tengo dolor contra Píriz. Claro que tengo dolor contra Píriz, si ya lo dije en la nota anterior. Claro que tengo dolor contra la Intendencia. Si castigaron el futuro de mi hijo, estuve meses sin pasarle la pensión, arrastré a mis padres, perdí confort de vida. Claro que tengo dolor, pero la diferencia, es que yo no miento. Como esos que andan diciendo, como el mismo Píriz, que dijo luego de la entrevista, que yo le fui a pedir coima, van a tener que cerrar la boca delante de un juez para no quedar pegados, porque los voy a llevar de a uno, a él y a todos los demás, porque esta vez y gracias a Dios, no lo viví yo sólo.

¿Y cómo sigue esta historia?
Pagola – Llegaba el momento de la inauguración y veía cosas que me desesperaban, me quería ir. Yo por un lado arengando a mi gente a que fuera a la inauguración, pero por otro lado, mi conciencia y dignidad me decía: “loco, ¿qué estás haciendo acá?” Mirá lo que te voy a contar si será delicado, pues tú como otras personas, me han preguntado si estaba seguro de hacer esto, porque del otro lado estaban preocupados porque había una familia ¿Y a quién le importó mi familia? ¿A quién le importó mi hijo? ¿A quién le importó mi padre? ¿A quién le importó las 22 familias que trabajaban en la Gozadera? Gente humilde que venían todos los días a romperse todos para llevar el pan a su casa. ¿A quién le importó? ¿Al Intendente le importó, que en aquel momento fui a hablar con él? ¿A la Junta le importó? A nadie le importó nada. Entonces, cuando a mí me preguntan si yo tengo miedo a decir estas cosas: ¿miedo? ¿La gente sabe lo que es miedo? Miedo es llegar a fin de mes y no tener la pensión de su hijo. Miedo es ver a tus padres jubilados y no poder ayudarlos. Eso es tener miedo y deseo que cuando salga la nota, me citen a la Justicia; porque aparte yo le voy a hacer un juicio a la Intendencia y voy a ir por la vía penal contra este delincuente, porque es lo que se merece: sentarse frente a un juez todas las partes involucradas, porque yo no soy una parte involucrada, yo soy testigo. Entonces todas las partes involucradas, igual que los teléfonos, igual que las filmaciones de la Intendencia, sean usadas en este caso y que mucha gente más se anime hablar de todo este caso, como la gente que escuchó los audios y el teléfono, que van a ir a declarar.
Entonces, un día antes de abrir, a estos muchachos les faltaba plata, ¿y qué hizo? Se produjo como una chica… No sé cómo llamarlo y va al 4.º piso (de la Intendencia de Maldonado) y esto se lo digo a todos los políticos que están nerviosos: que no sólo yo la llevé, hubo otra gente, quiere decir que hay 200 cabos sueltos, que saben que esto pasa y todos los que estábamos adentro, que éramos 10 personas, sabíamos que ella iba a sacarle plata al jefe de Higiene (Jorge Píriz); entonces como le dije al Intendente, con el cual también me reuní, que se fijen en las cámaras de la Intendencia, a ver quién entraba y quién no.
Una de las cosas que hizo que me fuera y que prácticamente hizo que no me quedara en la inauguración, pero volví por la gente para que no quedara tirada; pero si ligará poco Píriz, que el día de la inauguración va a visitar a esta chica al local. El director de Higiene, el que ayuda a buscar proveedores, cae al local. Que me digan en Maldonado a qué local va a visitar y yo lo invité 100 veces para que viera la Gozadera. Cuando me vio en la cocina, salió como quemado con aceite.
Pasó la inauguración, fue un éxito desde el punto de la logística y el armado…

¿Cómo se llamaba el boliche?
Pagola – Se llamaba “la Bodeguita del Este”. Y pasó lo que todos sospechábamos: esta muchacha no se maneja bien en los medios, me quedó debiendo plata, también a los proveedores, a los empleados y yo con este panorama y con lo que estaba viviendo, no podía soportar este chantaje con la Intendencia y me fui a mi casa. Eso fue el domingo y el lunes le escribí a Don Píriz por WhatsApp, porque quería hablar con él. Sentido común: si una persona a la cual le hice una denuncia pública de tal magnitud hace 6 meses atrás, supiera que yo no estaba hablando con la verdad o que ahora no supiera cosas tan importantes, él jamás me hubiese atendido. Como el domingo le dije a esta empresaria, que nos había jodido a todos, que iba a hacer todo público, me imagino que al primero que llamó fue a Píriz y este Señor, si tendría la cola sucia, que automáticamente me respondió y yo te mostré los WhatsAp: escribí y al minuto me estaba respondiendo. Me puso: ¿Cómo le va? ¿Crees que un tipo que te hizo una denuncia pública si tienes la cola limpia lo vas a atender? Te bloqueo el teléfono o te mando a la comisaría. Pues no, me atendió al otro día en el 4.º piso, que ahí está la grabación que vos escuchaste y que yo tengo. Y esta vez aprendí y grabé…

¿Qué te dio por grabar a Píriz?
Pagola – Para tener una prueba, que es lo que me llama la atención, no puedo creer que empleados del Pueblo, como directores, no tengan una cámara adentro. ¿Por qué no se filma lo que pasa en la Intendencia y en los cargos públicos? Tendría que haber una filmación de 24 horas, para saber que se conversa y que se cocina.

“ESTOY DISPUESTO A DECIRLO EN LA JUSTICIA”


¿En la grabación qué es lo que admite Píriz y qué es lo que te dice?
Pagola – Primero que nada, apelemos al sentido común: vos escuchaste en la grabación, como yo lo comienzo a increpar y a decirle que es una sinvergüenzada que ande con una chica y si tienes la cola limpia, me haces retirar ahí mismo del recinto. No tienes por qué estar bancando a un tipo que te denunció hace 6 meses y encima te dice: ¿Qué estás haciendo? Esa es otra demostración de que el hombre me quería escuchar y saber lo que yo sabía. Escuchaste la grabación, duró 31 minutos.


Yo la escuché y sé el contenido, pero para que expliques el mismo al lector.
Pagola – Menos mal que grabé, porque después salió a decir que yo le fui a pedir coima y escuchaste la grabación y era una herramienta para cuidarme de esta gente.
Entonces le dije el asco que sentía de la Intendencia, de que se manejara así y en otra parte, le hablé como gente y la escuchaste: que me llamaba la atención que un director de la Intendencia más importante del país, se manejara de esa manera y dejara tantos cabos sueltos y que el problema no lo iba a tener conmigo en el futuro, lo va a tener por el daño que le hizo a la Gozadera, a la gente y a mi familia, pero el daño lo va a tener en el celular de la otra persona, porque va a ser chantajeado por el resto de la vida. Y me decía, que por la parte legal nunca había cerrado ningún boliche, verso barato y ahí es cuando le digo: “Pero mirá que está todo grabado en los WhatsApp y me dice, yo borro todo” es tan ingenuo, pobre…
Después me reconoce que va a tener problemas con su familia y en los 31 minutos lo único que hace, es agradecerme que haya ido…

Sí, se despide agradeciendo.
Pagola – Vos lo escuchaste. Alguien a quien yo fui a denunciar hace 6 meses, le voy a agradecer. Lo saco a patadas.
Obviamente que llegó a mis manos una información donde ligó muy poco y que hoy tenga las agallas y los huevos para salir a decirlo públicamente, como ya lo he hecho o como estoy dispuesto a decirlo en la justicia, es lo peor que le podía pasar a él.

¿Hablaste con el Intendente Antía también sobre este tema?
Pagola – También, en el 5.º piso. Le conté cara a cara lo que estaba pasando.

Le contaste todo lo concerniente a Píriz.
Pagola – Sí y que si lo tenía que hacer público, que lo hiciera.

“TODO ESO EL INTENDENTE LO SABE”
¿Qué te dijo el Intendente Antía?
Pagola – Que si tenía que hacerlo público, que lo hiciera. Porque un pequeño detalle que quedó para atrás, el mismo día que esta chica fue a encontrarse con Píriz después de hora en el 4.º piso, otra persona de otro boliche nocturno tenía cierta complicación, no lo podía abrir y esta chica levantó el teléfono delante de los que estábamos ahí, llamó a Píriz y el resultado fue que el boliche para el sábado se abrió.  

¿Así nomas?
Pagola – Así nomás. Todo eso el Intendente lo sabe. Me pidió nombres y le dije que no me interesaban los nombres; me interesa el manejo de la Intendencia y después en los negocios tenemos que tener la cabeza de cada uno de llevarlo adelante como considere y tener su estrategia. Ahora tener como estrategia, tener beneficios con el Jefe de Higiene después de lo que yo viví, no lo dejo pasar por alto ni un segundo.

¿Qué ha sido de la vida de esta mujer?
Pagola – Sinceramente, hemos perdido contacto. Nunca devolvió la plata, ni a mí, ni a los proveedores. Le pedí a Píriz en la charla que se hiciera cargo de llamarla y me dijo que la iba a llamar, a ella como al dueño del local, que es amigo de él y nada, la plata nunca apareció.

¿Pagola eres consciente de que todo lo que estás diciendo es gravísimo y que acusas a un jerarca municipal de hechos totalmente reñidos con su función?
 Pagola – Esto no es grave. Esto es un chiste. Grave fue cuando dejaron 22 familias en la calle con Gozadera. Grave fueron las complicaciones de mi familia y no pasarle la pensión a mi hijo. Eso es grave. ¿Grave que un bandido de estos salga con un gato y maneje la noche? Que va a ser grave, esto es moneda común. Pasa en otros lados y debe de haber en otros lados. Se cagan en la gente. A esta gente le importa un carajo el pueblo, las empresas si la gente tiene trabajo, se cagan de la risa. Vos sabrás mejor que nadie cuánta gente anda preocupada por esta nota, varios. ¿Por qué nadie salta con esto que es gravísimo? Porque están todos en la misma o la mayoría, al menos. ¿Qué más grave me puede tocar a mí? ¿Sentarme ante un juez? Ojalá.

¿Piensas hacer acciones legales entonces?
Pagola – En su momento no había querido, porque no quería saber más nada, pero ahora que descubrí como se manejan los términos y las habilitaciones de otros boliches; que tenía Gozadera en mano, porque hasta el día de hoy tenía el expediente... sí, ahora sí; que les quede mañana para mis hijos o mis nietos o haré una obra de caridad, no sé qué haré, pero voy a ir hasta las últimas consecuencias y ojalá que me llamen de parte de ellos, porque ellos son los que tienen que mentir, no yo.

Yo aprendí a tener todo grabado y no sólo a tenerlo yo, sino también mi abogado, mi familia y toda la gente que estaba presente en este negocio, que llegada la hora, hasta los del lado opuesto van a tener que ir a mentirle a un juez.

¿Hubo gente que quedó sin trabajo en este nuevo emprendimiento?
Pagola – Mínimo 6 personas y algunos quedaron sin dinero ni para comer. Pero yo se los dije en su momento cuando existió el problema de Gozadera y para que veas cómo me defendían los empleados, porque fuimos todos a la Intendencia, porque los empleados de Gozadera cobraban todos por día y cobraban muy bien todas las noches; se comía muy bien y pasábamos muy bien y teníamos el alquiler al día, el BPS, DGI, todo en regla y sin embargo, terminan apoyando a otros, que Dios me libre.

Eduardo, tienes en estas páginas el espacio que creas conveniente siempre, para expresarte con absoluta libertad.
Pagola – Te he mostrado en el audio que escuchaste, como esta gente arranca mintiendo, diciendo que ustedes los del diario (Crónicas del Este) lo llamaron para que se defendiera y vos me dijiste, que nunca lo llamaste.

Nunca llamamos a Píriz.
Pagola – Ahí quedó registrado en el audio, como son capaces de mentir a cara de perro y sin importarles nada.

El panorama que nos pintas de la dirección de Higiene es tétrico.
Pagola – ¿Sabes cuál fue mi felicidad? Que llegue al 4.º piso y se lo dije en la cara a Píriz, que esto que estaba haciendo, era muy bizarro y también se lo dije en la cara al Intendente Enrique Antía y él sabe quién soy, sabe que vengo del partido Nacional, que mi casa fue la casa del partido Nacional durante mucho tiempo y se lo dije en la cara: “Yo siento vergüenza ajena” y desde ese día, me siento mucho más liberado y me vine mucho mejor para mi casa y me siento bien conmigo mismo, porque estaba montado en un proyecto en el cual era parte de lo que me habían hecho a mí y no podía ser parte de eso.

¿Nos autorizas a publicar esto textualmente, palabra por palabra?
Pagola – Hasta el último punto y hasta la última coma. 

También le podría interesar

Comentarios

Difunde esta noticia


-->